Reflexionando sobre política 1

Lo digo antes de provocar confusiones, deseo hablar de política y no de políticos, dos temas muy diferentes. Hablar de políticos no es el objetivo de mi reflexión. Eso lo dejo para los especialistas de la corrupción, que hoy está muy de moda.
Hablar de política es hablar , según define el diccionario de la RAE, de
A) Arte, doctrina u opinión referente al gobierno de los Estados.
B) Actividad de quienes rigen o aspiran a regir los asuntos públicos.
C) Actividad del ciudadano cuando intervienen en los asuntos públicos con su opinión, con su voto, o de cualquier otro modo.
Entendido así, y en base al apartado C) daré mi opinión sobre lo que vivimos en los momentos actuales.
Empezaré por el final, es decir, por las consecuencias de la política que se aplica en estos momentos: en mi humilde opinión, se está creando la sociedad de la desigualdad. Esto es un hecho incuestionable. Si yo emplease un lenguaje populista diría que los ricos son más ricos y los pobres son más pobres. Si yo fuese un revolucionario diría que la riqueza de los ricos deriva de la pobreza de los pobres. Pero yo no soy ni una cosa ni la otra sino un ciudadano.
Si yo fuese un político preguntaría, ¿un ciuda… qué?
Si se acepta lo dicho hasta ahora, intentaré dar una explicación política de lo que ha traído estas consecuencias tan nefastas:
Hubo un tiempo en que el mundo estaba dividido en este-oeste, es decir, en derecha frente a izquierda. Ambas posiciones políticas tenían matices. Desde un comunismo marxusta que nace en 1917 hasta un liberalismo que se basaba en la capacidad de decisión de cada individuo.
Más tarde la división fue norte-sur, es cedir, gente que come frente a gente que no come. Riqueza frente a pobreza.
Poco a poco se llegó al concepto de globalización. Nefasto y maldigo concepto porque solo se globaliza la pobreza.
Ahora hemos llegado al colmo de la desfachatez política. Los neoliberales y extrema derecha, que reinan en Europa y ahora también en EEUU han descubierto que el Estado del Bienestar es un negocio y han decidido derribarlo para construirlo desde el punto de vista del negocio. Y aquí estamos los ¿ciuda… qué? aguantando pacientemente las decisiones de los todopoderosos.
Mientras tanto, los Parlamentos se distraen en qué corcho compran páralos tapones de las botellas.
Para llorar o para leer la historia reciente de los más importantes revolucionarios del mundo.

Continuará…

Be Sociable, Share!

    Deja un comentario

    Maximum 2 links per comment. Do not use BBCode.

    Visitas desde el 10/03/2013

    tumblr hit counter